sábado, 12 de febrero de 2011

Sailor Moon y Los Star Warriors; Capítulo 3.08



Sailor Moon
y
Los Star Warriors
Los Star Warriors Evolution, Episodio Especial.
Capítulo 3.- El Legendario Time One.
SC-08: Un destello verde salva a Tuxido Mask.
Cuando ellas estuvieron a punto de tocar a Rei, el monstruo hizo un movimiento con su mano y un poderoso rayo plateado abrió una zanja frente a ellas. Si Eni no hubiera saltado sobre Serena y Amy, y Adrián no se hubiera interpuesto en el paso de Mina y Lita, seguramente el rayo las habría alcanzado haciéndoles un terrible daño.
—Ustedes no me impedirán tomar el poder evolution —dijo el monstruo. Entonces corrió a toda velocidad hacia Rei.
Adrián y Eni se incorporaron rápidamente, y dando un paso al frente se encargaron de detener al monstruo con un poderoso golpe de aire, que lo hizo caer de espaldas. Serena y las chicas quisieron aprovechar esa oportunidad, y corrieron en dirección opuesta para perder a sus custodios y buscar un lugar dónde poder transformarse. Llegaron a un claro detrás del templo, y justo cuando iban a invocar su transformación apareció Luna rugiendo como una fiera enloquecida. La actitud de Luna las sobresaltó tanto, que apenas pudieron darse cuenta que solo un segundo después había aparecido Adrián tras de ella. Giraron sobre sí mismas y descubrieron a Eni de pié junto a ellas, entonces recordaron que ellos, como estrellas de fuego, tenían habilidades fuera de lo común, y que podían moverse más rápido de como lo haría un excelente deportista.
Adrián les indicó que lo siguieran, y ellas obedecieron secundadas por Eni. Llegaron al otro lado del templo, donde pudieron ver que el monstruo acababa de ponerse de pié y se dirigía nuevamente hacia Rei. Esta vez estaban demasiado lejos, y no podrían hacer nada. La desesperación y frustración que sentían parecía no poder aumentar más. Serena se sintió completamente dispuesta a transformarse enfrente de Eni y Adrián, de ser preciso, para salvar a su amiga. Afortunadamente no tuvo que ser así, pues cuando el monstruo estaba a punto de atravesar a Rei con sus grandes garras, éstas fueron cortadas por un poderoso rayo de color rojo. El monstruo, furioso, giró la cabeza para observar los restos de sus poderosas armas, las cuales habían caído formando una graciosa figura alrededor de una majestuosa rosa roja. Aún más lleno de furia giró a ver en dirección opuesta para descubrir a Tuxido Mask en lo alto del edificio del templo.
—Los representantes de la fe son tan sagrados como la misma fe que representan. Y no hay nada en todo el universo que justifique tu ataque a una sacerdotisa.
— ¡Tú solo eres un payaso enmascarado! ¡Ella tiene el poder evolution y nada me impedirá hacerme de él! —Replicó el monstruo y se fue en envestida contra Tuxido.
Éste se preparó para defenderse, blandiendo su bastón como una poderosa espada. Excelentemente Tuxido Mask hizo retroceder al monstruo, pero se distrajo cuando vio a Serena y las chicas tras del monstruo y en compañía de Adrián y Eni. El monstruo aprovechó su distracción y con un giro brusco le dio a Tuxido con la cola, haciéndolo volar varios metros hasta estrellarse en el suelo. Cuando Tuxido Mask se incorporó, buscó inmediatamente colocarse frente a Rei para protegerla. Mientras todo esto ocurría, Adrián y Eni guiaron a las chicas hasta colocarse más cerca de la acción, donde podían observar mejor lo que ocurría.
—No debo preocuparme por basura como tú —Dijo el monstruo con su voz rasposa, como la de una serpiente. Seguido de esto elevó un horrible rugido hacia el cielo, y segundos después descendieron dos grandes figuras aladas.
Serena creyó estar soñando, sus ojos la engañaban. Las dos figuras voladoras que habían bajado del cielo eran dos Pterodáctilos humanoides. Sus brazos se unían a su torso, hasta la cadera, por grandes membranas que cumplían su función como alas; la piel de ambas criaturas era de un color verde limón y cubierta de gruesas escamas; tras sus cabezas se elevaban unas puntiagudas crestas que contrastaban con el largo, afilado y dentado pico.
— ¡Mátenlo! —Ordenó el primer monstruo a los otros dos cuando se acercaron a él.
Dieron un ligero salto, agitaron fuertemente sus alas y describieron un veloz vuelo en dirección a Tuxido Mask. El pánico se apoderó de todos, no había forma en que Tuxido se defendiera de ambos monstruos y saliera ileso. Serena consideró nuevamente la opción de revelar su identidad a sus custodios, idea en la que evidentemente coincidió con sus compañeras al buscar sus miradas que lo confirmaban.
Pero aún antes de que pudieran hacer cualquier otra cosa, los pterodáctilos estaban casi a punto de golpear a Tuxido Mask, cuando la sensación de una poderosa energía distrajo la atención de todos. Los pterodáctilos se sintieron mucho más atraídos por esa energía que por Tuxido Mask, y como moscas a la miel, cambiaron la dirección de su vuelo hacia el cielo, justo al punto donde todos pudieron percibir que provenía la energía. En ese lugar se podía apreciar un maravilloso destello de color verde, suspendido en el aire frente a la luna. Los pterodáctilos continuaron su vuelo en dirección hacia ese destello a toda velocidad, en escasos segundos lo alcanzaron, y al hacer contacto con él, hubo una gran explosión que iluminó el cielo como si por unos instantes se hubiera aparecido el sol en el obscuro cielo de la noche.
Tres líneas luminosas descendieron desde el centro de aquella explosión en el aire, y se estrellaron rompiendo el piso formando grandes fosas. A ambos lados cayeron los monstruos pterodáctilos, incluso uno de ellos cayó muy cerca de donde estaban las chicas con Adrián. En el centro del patio del templo cayó lo que al principio creyeron que era un gran paracaídas, o una enorme manta blanca. Pero no tardó en extenderse, y lo que al principio parecía una gran extensión de tela resultaron ser un par de magníficas alas blancas y redondas, cual alas gigantescas de mariposa, con una franja azul a unos centímetros del borde de estas. Inmediatamente, el color de aquellas magníficas alas cambió a una especie de tono metálico el cual, nunca nade de los presentes había visto (excepto, tal vez, Eni y Adrián), al tiempo que las empezaba a rodear un misterioso resplandor de color verde.

Continuará…

-------------------------------------------------------------------

En el Siguiente sub-capítulo:
Finalmente, el momento tan esperado por todos… el misterioso guerrero que ha estado ayudando a las Sailor Scouts aparece en escena, pero esta vez, de cerca. Las chicas lo pueden ver a muy pocos metros, su cabello, su rostro, cada detalle de su armadura… Finalmente, el Legendario Time One hace su presentación oficial… él enfrentará a los 3 monstruos… ¡La batalla ha comenzado!

SM&SW-3.9: El Príncipe Lagr del Planeta Alhar

Sin Poder Evolution el monstruo involucionó, es decir, se convirtió en algo menos evolucionado… Si Rei, por el contrario, absorbió ese poder, como dice el monstruo… ¿Qué le ocurrirá a ella?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada